Los 6 principios del DISEÑO de Spotify

Los 6 principios del DISEÑO de Spotify

“La simplicidad es la forma última de la sofisticación.”

El Diseño, de la mano del Design Thinking, ha llegado a ocupar un lugar privilegiado en los negocios en el último tiempo. El foco en el cliente y una forma sistemática de divergir y converger, son hoy herramientas fundamentales para tener éxito. Algunas empresas se han destacado por llevar este enfoque hasta el extremo. Aquí les contamos los 6 principios del diseño de Spotify y su aplicación -basado en un artículo de Fast Company- que han llevado a Spotify a tener cerca de 200 millones de usuarios con unos 4.000 empleados y un potencial de crecimiento enorme.

 

Spotify – 6 Principios del Diseño

 

  1. Contenido primero: Los usuarios vienen por el servicio que buscan. En Spotify quieren representar la música de la mejor manera posible. Esto es generar una plataforma estéticamente bella y fácil de usar, que ponga la música al centro bajo la mejor “luz” posible.
  2. Estar vivo: Nunca debes convertirte en anticuado o aburrido, sino entregar cosas nuevas, y de cara a los usuarios sentirse refrescante.
  3. Hazte familiar: Sin importar el punto de contacto específico que tus clientes tengan contigo, el diseño y la experiencia debe ser holística y coherente en las diferentes plataformas e instancias.
  4. Haz menos: El usuario no debe realizar mucho esfuerzo para conseguir lo que quiere hacer. El servicio tiene que ser intuitivo, fluido y simple. Esto nos recuerda uno de los 12 principios del manifiesto ágil: “Es esencial la simplicidad, o el arte de maximizar el trabajo no realizado”. Según Spotify esto es básicamente incluir lo que importa y nada más. Por ejemplo, en la empresa LEGO al desarrollar nuevos productos necesitan construir modelos usando tan poco bloques como sea posible, dado que usar un número elevado de piezas lleva a un producto excesivamente complejo. Más piezas también resultan en tiempos mayores de construcción y costos de producción más elevados.
  5. Manténte auténtico: Desarrolla productos y servicios que tenga una identidad definida y sean únicos, sin importar las actualizaciones que hagas en el tiempo. Debes expresar un sentido de continuidad. En un artículo, Dan Silver, señala que justamente la empresa LEGO ha logrado también honrar este principio, al mantener la consistencia en sus productos a través de los años, desde un punto de vista funcional. Si tomas una pieza de LEGO de los ’90, ésta calzará perfectamente con otra pieza construida recién ayer. Esto sólo es una gran muestra de la autenticidad de la marca, sino que también asegura que los clientes mantengan sus productos por largo tiempo, pues con los nuevos desarrollos continúan vigentes. Convirtiéndose así en la deseada cualidad de ser “coleccionables”.
  6. Balance: El equilibrio perfecto se consigue no siendo mucho, ni muy poco. En definitiva hacer tanto como sea necesario, y tan poco como sea posible.